Hartos de la sobredosis del buenrollismo: Llega Mr. Wonderfuck

Ya muchos de vosotros sabréis quiénes son los diseñadores de moda en nuestro país: Mr. Wonderful, reyes de un imperio de productos y diseños con mensajes positivos, buenrollistas, molones y chiripitifláuticos… O lo que viene a ser lo mismo, extremadamente empalagosos.

Bien es cierto que en tiempos de crisis estos mensajes y dibujos lineales tan simpáticos nos “ayudan” a superar los pequeños problemas diarios, a sacarnos una sonrisa de vez en cuando, que veamos el mundo con otros ojos y que todo tiene solución menos la muerte (Sí, seguro que tienes esa taza de unicornios en tu cocina o esos sellos hechos con mucho amor para regalar productos handmade). Pero también es cierto que ha llegado un punto en el que Mr. Wonderful se ha pasado de buenrollista, de molón y de soltar arcoiris con purpurina y lacasitos por la boca. Tanto, que no podía faltar una respuesta totalmente antagónica a sus diseños molones: Mr. Wonderfuck.

Mr. Wonderfuck nació a principios de año de la necesidad de dar respuesta a Mr Wonderful, de demostrar que el exceso de buenrollismo es exasperante y que todo debe tener un equilibrio. Así pues, su precursor Pedro Ample (Agencia Social Noise) decidió hacer unos divertidos garabatos con su Wacom y crear una página de Facebook que superó los 400 fans en una sola tarde. 

ImatgeImatgeImatgeImatge

 

 

Mensajes reales, un poco cabroncetes y pero a la vez tronchantes. Esto es lo que opinas tú y lo que opinamos todos. Sólo puedo darle las gracias a Mr. Wonderfuck por ponernos los pies en la tierra y por conseguir ese ying del yang Wonderful. 

 

Patricia Garcia

Anuncis
Etiquetat

3 thoughts on “Hartos de la sobredosis del buenrollismo: Llega Mr. Wonderfuck

  1. Anna Wappenhans ha dit:

    Creo que lo de MrWonderful es el claro ejemplo de estar en el sitio indicado en el momento adecuado, creo que en otras circunstancias no hubiese tenido el éxito que ha tenido. Pero ya se sabe que en momentos de crisis el positivismo y el humor es lo que la gente quiere. A mi al principio me parecían mensajes simpáticos pero ahora mismo están en todas partes y ya me provoca alergia, de hecho creo que han ido perdiendo identidad.
    Han hecho colaboraciones con ropa y demás pero creo que se trata de un éxito muy pasajero, ¿en dos años seguirán siendo tan wonderful todos sus diseños?

  2. Inés Villalba ha dit:

    Desde hace algún tiempo Mr. Wonderful me trae de cabeza. Lo cierto es que desde siempre me han gustado las cosas que transmiten buen rollo, pero me temo que Mr. Wonderful ha cruzado estrecha línea que separa el “awww” del “urgh”. El buen rollo, para poder ser disfrutado, para mí debe de cumplir un solo requisito: ser genuino. Y Mr. Wonderful me parece de todo menos eso (con sus mensajitos repetitivos y clichés). Por eso en un principio me alegré al enterarme de la existencia de Mr. Wonderfuck, la otra cara oscura y tocanarices de Mr. Wonderful. Sin embargo, tengo el presentimiento de que me terminará pasando lo mismo que con su hermano gemelo en cuento se haga un poco más popular: primero atracción, luego aburrimiento, y por último, irritación. Mucha irritación.

  3. Jaume Illa i Bonany ha dit:

    Comparteixo opinió. Es tracta d’una moda passatgera que va tenir lloc en un moment determinat i que ara mateix s’està quedant obsoleta… També ens hauriem de preguntar si fa falta tant de positivisme…

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

%d bloggers like this: